Seleccionar página

Su nombre es ‘fidget spinner’ y aunque no es un videojuego o una aplicación para el celular, tiene fascinados a muchos niños en países como Estados Unidos y Reino Unido.

Girar, girar y girar… Eso es de lo que trata este simple y pequeño juguete.

La versión más común de este sencillo dispositivo tiene tres puntas con un centro giratorio cada una, y a su vez rota a gran velocidad sobre un eje que se sostiene con la mano.

Sus diversos colores y figuras los hacen crear atractivos efectos visuales. Incluso los hay que brillan en la oscuridad.

Pero este juguete ni siquiera es nuevo: fue inventado hace un par de décadas y su propósito era ayudar a niños con autismo o trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) con la ansiedad.

Con sus efectos visuales y la habilidad que requieren para girarlos, los fidget spinners fueron pensados para relajar a los niños con problemas como autismo y TDAH.