Seleccionar página

La acupuntura como hemos comentado es una práctica de la medicina tradicional china con años de antigüedad y un amplio estudio y perfeccionamiento de la técnica; lo que la coloca en un método seguro y efectivo.
El Uso de la acupuntura en niños, dependiendo de la emoción que cada órgano exprese, se establece un diagnóstico y tratamiento. Es por ello por lo que, en niños una de las manifestaciones que tienen son problemas respiratorios, que pueden llegar a ser crónicos. Por otro lado, si nuestro pequeño tiene pesadillas, puede estar asociado a la aparición de problemas renales.
Debido a las múltiples causas y síntomas que se sufren en edades infantiles, los usos de la acupuntura son múltiples.

Algunos de ellos son el fortalecimiento del sistema inmunológico. Aliviando las infecciones de la piel, combatiremos las indigestiones, les ayudaremos en problemas de asma o gastroenteritis. Veremos disminución del dolor por liberación de endorfinas y serotonina (hormonas relacionadas con la felicidad y el estado de ánimo). Cuando sufran fiebre podemos bajarla con esta técnica o ayudarles en las alteraciones del sueño; así como en problemas de conducta, disminuyendo estrés y ansiedad, gracias al papel vinculante de las endorfinas.

Antes de realizar las sesiones es necesario que se evalúe al niño tanto a nivel interno como externo, obteniendo datos relevantes como dónde se producen los desequilibrios de energía, qué comportamientos tiene el niño o el ambiente que le rodea a nivel alimenticio o con el resto de los familiares. Una vez terminada la evaluación, se determinará si es necesario el uso de agujas que se insertan superficialmente para causar un dolor mínimo, o si es mejor la acupuntura por presión en casos especiales.

Beneficios de la acupuntura en niños

Los expertos aseguran que la acupuntura tiene poder curativo en niños y puede llegar a ser un complemento para terapias tradicionales, como la mejora de la incontinencia urinaria.

Algunos beneficios en niños de la acupuntura son mejoras en la rehabilitación de lesiones, promoveremos el desarrollo corporal a nivel físico y emocional. Favoreceremos la conciliación del sueño, ayudándolos a relajarlos y de esta forma notaremos mejoras en su rendimiento escolar. Con todo esto, afianzamos nuestro vínculo con ellos.

Por todas estas razones, si se opta por realizar acupuntura en los niños es recomendable que sea realizada por especialistas con experiencia y sin lugar a duda, en centros que cumplan con las medidas sanitarias que exige la ley.