Seleccionar página

El infarto de miocardio no afecta de forma pareja a  hombres y mujeres. Estudios Españoles  dicen que es la causa de muerte en el país de un 12% de los hombres y un 10% de las mujeres.

Sin embargo, el pronóstico en las damas es peor, como alertan desde la Fundación del Corazón: un porcentaje más alto fallece antes de llegar al hospital (un 52%, frente a un 42% de hombres), y el pronóstico una vez hospitalizadas también es peor.

El doctor Sionís explica: «Las mujeres suelen tener infartos en edadas más avanzadas que los hombres. Suelen generarse sobre todo después de la menopausia. Por consiguiente, el pronóstico de un infarto en una persona mayor es peor que en una persona joven. Por ello la probabilidad de mortalidad por enfermedades cardiovasculares es más alta en mujeres».

También las señales de alerta pueden ser diferentes. Los síntomas usuales del infarto son dolor opresivo en el pecho o en el estómago, que suele esparcirse a otras zonas como los brazos (sobre todo el izquierdo), cuello, mandíbula o espalda. Esta dolencia también suele causar náuseas y dificultad para respirar. Aunque, las mujeres presentan en ocasiones síntomas diferentes que hacen más difícil una rápida reacción. El dolor torácico, por ejemplo, es menos puntual en ellas. Sí se da una fatiga repentina o sudor frío. La Fundación Española del Corazón también indicó que “antes de la menopausia, las mujeres están más protegidas por los estrógenos fisiológicos, pero tras la menopausia los niveles de colesterol y la tensión arterial tienden a alterarse”.

Fuente: El país

Por ello es importante acudir a chequeos periodicos, para conocer el estado de salud de nuestro corazón y que medidas preventivas podemos realizar para prevenir un infarto. Sí desea mayor información sobre médicos cardiólogos, puede visitar el siguiente enlace:

Cardiólogos

A %d blogueros les gusta esto: